¡Qué bello día el sábado 12 de Febrero!
Fue bello porque BLESDEL nuevamente dió lugar a un encuentro entre dos personas de otro continente y al nacimiento de una amistad, a la cual deseamos larga vida.
Un buen dió la pintora Fabiola Quezzada, me invito a una exposición en su Taller y Galería en Via delle scuole, Cassarate. Mejicana y linda esta pintora; casada con un suizo y dos hijos estupendos de esta bonita unión. El ambiente amenizado con Mariachis y un exquisito aperitivo, propiciaba el intercambio entre personas de todas las nacionalidades. ¡La comida ayuda a socializar!
Es allí donde conocí a Olga cubana y desde el primer momento nació una gran reciproca simpatía. Aproveche para hablarle de nuestra BLESDEL, quedando en que vendría a visitarnos. Paso el tiempo y casi me había olvidado de ella cuando un nuevo evento nos volvió a reunir y esta vez ya con un mayor énfasis me prometió seriamente que nos visitaría en la Biblioteca. Aprovechando que el 12 de Febrero hacíamos una presentación especial de poesía de otra compatriota Cubana, se decidió a venir.
Después de las normales presentaciones con sabor Caribeño empezó a germinar la semilla de la amistad. Se emocionaron evocando vivencias y lugares que ambas conocían de su amada Cuba, lloraron de alegría al comparar recorridos y coincidencias de sus experiencias de vida. Quien sabe cuántas cosas se pudieron o podrán intercambiar, contar o revivir. Lo más importante es que una vez mas BLEsdeL ha servido como trámite para el encuentro, la emoción y la creación de una nueva amistad. Es nuestro mayor deseo que los buenos sentimientos sean el alba de cada nuevo amanecer.
Y colorín colorado este cuento por hoy, se ha acabado y mañana otro día será.

Doña Concepción Sánchez

Narraciones    Sucesivo